LOS 10 PRINCIPIOS DE LA ECONOMÍA Y DOS BUENOS LIBROS

DOS LIBROS… ALGUNOS BUENOS CONSEJOS SOBRE ECONOMÍA
Y TU FORMA DE PENSAR EN EL DINERO

 

Ya sé que hoy en día es tremendamente difícil encontrar a alguien que lea asiduamente, y mucho más complejo es que alguien termine un libro y comience inmediatamente con otro. Y luego están los fanáticos y lunáticos como yo, que además de leer unos 6 libros al mismo tiempo, buscan profundizar lo que en alguno de ello se dice y que otros autores amplían y mejoran.Por eso, porque no lo soléis hacer mucho, ya me encargo yo de referenciaros algunas ideas excelentes que se mencionan en un clásico de laeconomía (pese a ser escrito a modo de relato) y que otra obra también excepcional, lo amplía y lo mejora.

EL HOMBRE MÁS RICO DE BABILONIA de George Clason, es una de esas obras que hay que leer. Es cortito (para los que no pueden ver un libro de más de 70 páginas sin echarse a temblar) y dice verdades como puños. Pero desgraciadamente, casi nadie las pone en práctica. Espero que, ahora que os las expongo cómodamente en este email, os animéis. Os conviene… creedme.

Y el otro libro magnífico que no deberíais dejar pasar es MEJORA TU VIDA CON EL SECRETO DEL 80/20. O cualquier otra obra de Richad Koch sobre el Principio del 80/20. Descubriréis una forma absolutamente magnífica de vivir. Creedme también en esto que os digo… Probadlo.

PERO VAMOS A LO IMPORTANTE. HABLEMOS DE DINERO Y DE CÓMO AMBOS AUTORES HAN CREADO UNAS PAUTAS EXCELENTES QUE DEBEMOS SEGUIR, ENTRE OTRAS RAZONES PORQUE CON LA ACTUAL CRISIS, YA NO HAY ELECCIÓN POSIBLE: O COMENZAMOS A PRACTICAR ESTOS PRINCIPIOS, O MÁS DE UNO SE VA A HUNDIR…

Atentos a estos consejos para incrementar nuestro patrimonio, reducir endeudamiento y lograr rendimientos económicos, saliendo de los números rojos y las deudas para siempre:

PRIMER PRINCIPIO ECONÓMICO: “Sólo hay un mensaje en estos libros y sigue siendo verdad en nuestros días: Para no tener preocupaciones financieras en el futuro, lo único que tenemos que hacer es ahorrar e invertir el 10% de nuestros ingresos para obtener un crecimiento a largo plazo”.

Es decir, de todo lo que ganes y de cuanto dinero llegue a tu vida (procedente de cualquier ámbito) toma el 10% y ahórralo. Como siempre tenemos muchos gastos y la sensación de que todo el dinero que ganemos es insuficiente para cuanto tenemos que pagar, haz lo siguiente (otro consejo de ambos libros): TOMA ESE 10% ANTES DE PAGAR NADA. TÓMATE TU AHORRO COMO SI FUERA UN ACREEDOR MÁS. COMO SI FUERA UNA DEUDA MÁS. RESERVA EL 10% SIEMPRE, ANTES DE PONERTE A PAGAR O A COMPRAR. ESE 10% TIENE QUE SER TAN IMPORTANTE O MÁS QUE EL PAGO DE TU HIPOTECA, O QUE CUALQUIER OTRO ABONO QUE DEBAS HACER CADA MES. Si lo reservas antes de pagar nada,  verás como llegas a todo y siempre puedes ahorrar un 10% de todo el dinero que llegue a tu vida. PERO DE TODO… GRANDES Y PEQUEÑAS CANTIDADES; IMPREVISTOS O SUELDOS… DE TODO.

SEGUNDO PRINCIPIO ECONÓMICO: “Si nos morimos de hambre o no tenemos una casa, el dinero puede mejorar nuestra vida. Pero una vez pasamos un cierto punto, que es sorpredentemente bajo, el tener más dinero no te hace más feliz, al contrario, genera preocupaciones adicionales”.

TERCER PRINCIPIO ECONÓMICO (Las pruebas):
Se sabe, desde siempre, y no hacen falta grandes estudios de prestigiosas universidades internacionales, que “tener una situación económica moderadamente buena, significa que uno es más feliz de lo que sería si fuera pobre (Verdad incontestable). Pero una vez que uno tiene cubiertas las necesidades básicas de alimentación, ropa y tiene una casa, ganar más dinero probablemente no le hará más feliz.”

CUARTO PRINCIPIO (La trampa): “Tener más dinero puede resultar una trampa, que lleva a gastar más, tener más compromisos, más preocupaciones, un nivel superior de complejidad, emplear más tiempo para administrar el dinero, tener más deseos innecesarios, pasar más tiempo en el trabajo y tener menos opciones para decidir cómo queremos pasar el tiempo, así como una degradación de nuestra independencia y energía vital. NUESTRO ESTILO DE VIDA NOS TERMINA ATRAPANDO EN NUESTRO ESTILO DE TRABAJO.
¿Cuántas casas o coches necesitamos para compensar los infartos de miocardio o las depresiones?”.

QUINTO PRINCIPIO (LAS 10 INVERSIONES QUE HAY QUE HACER EN LA VIDA… Y NADA MÁS):


1º.- No existe ninguna inversión que sea tan buena como liquidar la deuda de la tarjeta de crédito.

2º.- La segunda mejor opción para invertir dinero es ir acabando, poco a poco, con las deudas que uno tenga.

3º.- Tras haber acabado con la deuda de la tarjeta de crédito, la siguiente mejor inversión es recortar el gasto o uso de ellas. Lo óptimo es poderlas jubilar y que uno no las use nunca más. Vive sin tarjetas de crédito y la carestía en tu vida bajará automática un 25%. Es decir, todo bajará un 25% de precio para tí, que es el interés que cada mes pagas por el uso de tus tarjetas de crédito… Eso sin contar el plus que te cobra el banco si un mes te retrasas en pagar el recibo de la misma.

4º.- Hay que ser más selectivo a la hora de comprar cosas. Sólo deberías gastar dinero en esas pocas cosas que REALMENTE TE HACEN FELIZ (Ojo, no decimos, las cosas que necesitas… No somos budistas radicales)… Sólo con que compres sólo lo que de verdad te hace feliz, estarás haciendo una buena inversión. Puedes gastar más en ese 20% de cosas realmente satisfactorias para tí, y que te aporta el 80% de la felicidad en tus compras. (Principio del 80/20 aplicado a las compras).

5º.- Plantéate la siguiente pregunta antes de comprar algo: ¿Realmente disfruto con este artículo en el que me estoy gastando dinero?; ¿Es cierto que gasto dinero en el 20% de artículos que me proporcionan un 80% de satisfacción? Si la respuesta es NO, ES QUE DEBES RECORTAR ESE GASTO.

6º.- Debes elegir artículos más baratos que ofrezcan la mayor parte de la satisfacción que buscas.

7º.- Con el dinero extra que ahorrarás con todo lo anterior, podrás comprar activos que se revaloricen: Oro, joyas, arte… Lo que sea, pero que aumente su valor a largo plazo.

8º.- Ahorra la mitad de todo dinero imprevisto que te llegue. Como no lo esperabas, no podrás decir que lo tienes que gastar… porque ¡no sabías que iba a llegar!, de forma que no habías contado con él para pagos. Toma la mitad y la guardas. Haz con el resto lo que te plazca.

9º.- DONA. Es un secreto que nadie sabe cómo funciona, pero funciona. Da todo lo que te sobra. Ayuda a otras personas. Puedes donar alguna pequeña cantidad, o hacer una limpieza de armario y donar ropa y zapatos a instituciones o personas que las precisan. Dona alimentos, haz una compra extra para llevarla a bancos de alimentos o a Cáritas… Como prefieras pero DONA. Porque, repito, funciona. Cuando destinamos dinero o bienes a ayudar a otras personas, nosotros recibimos también beneficios inesperados, en muchos casos, directamente relacionados con ingresos inesperados. Hacedlo y comprobadlo, no me creáis o dudéis porque sí. Hacedlo… Me daréis la razón.

10º.- Por último y tras haber liquidado tus deudas y dejado de depender de la tarjeta de crédito: NO TENGAS DINERO EN EL BANCO. TRATA DE DEPENDER LO MENOS POSIBLE DE ENTIDADES BANCARIAS. Sólo con eso, dejarás de perder dinero en comisiones, descbiertos, servicios, mantenimientos y porcentajes inexplicables pero pensados para que tu dinero mengue incluso cuando te “venden” grandes rentabilidades y ventajas. NO TENGAS TU DINERO EN EL BANCO. RETIRA TODO LO QUE NO VAYA A SER COBRADO EN FORMA DE RECIBOS Y GESTIONA Y GUARDA TÚ MISMO TU DINERO.

Bueno… Lo dejaremos aquí, por el momento. Baste decir que, pese a que os lo he dado mascadito, podríais también profundizar mucho más en todo lo que estos libros pueden enseñaros. Leer siempre es bueno y, si estás preocupado por tu economía, deja a un lado la ansiedad y fórmate… Leyendo lo tienes fácil, además de que serás un librepensador.

Abrazos a todos.

REPRESENTANTELITERARIO.WORDPRESS.COM

Web amiga: ARTE EN MIS MANOS

Anuncios
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: